A la mayoría de clientes les preocupa mucho el cuidado de los muebles que entrego, al ser pintura creen que son más delicados y que tienen que tener un cuidado especial, así que he decidido hacer un post sobre el cuidado de estos.

Primero de todo deciros que de delicados nada, el cuidado que hay que tener con ellos es el mismo que con cualquier otro mueble, con la ventaja de que si el mueble por un golpe grande se raya o su pintura se deteriora, siempre se le puede dar un retoquito rápido y el mueble volverá a estar perfecto, cosa que no podemos hacer con un mueble de melamina u otro material.

cómoda pintada

El único consejo que os doy es que evitéis los productos abrasivos, al igual que con cualquier otro mueble, lo ideal para su  limpieza es pasar un trapito humedecido en agua (solo humedecido) con el que arrastraremos el polvo y la suciedad y terminar aplicando con un trapo seco, un producto con base aceitosa o cerosa que darán brillo y nutrirán el mueble protegiendo la pintura.

Exactamente el mismo mantenimiento tienen que tener los cabeceros o productos realizados en madera que adquirís en la shop.

cabecero de madera

Como véis el mantenimiento no es diferente al que tenéis que tener con el resto de muebles, la única diferencia o el único cuidado es no usar productos químicos y abrasivos y como con cualquier producto de madera no encharcar en agua!!